Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra política de cookies

RESUMEN EXTENDIDO DE INTELIGENCIA EMOCIONAL 2.0: ESTRATEGIAS PARA CONOCER Y AUMENTAR SU COEFICIENTE - BASADO EN EL LIBRO DE TRAVIS BRADBERRY Y JEAN G

RESUMEN EXTENDIDO DE INTELIGENCIA EMOCIONAL 2.0: ESTRATEGIAS PARA CONOCER Y AUMENTAR SU COEFICIENTE -  BASADO EN EL LIBRO DE TRAVIS BRADBERRY Y JEAN G
Ficha técnica
Editorial:
LIBROS MENTORES
ISBN:
9783966106610
Idioma:
ESPAÑOL
Formato:
EPUB
DRM:
Si
Tagus

2,99 €

ACERCA DEL LIBRO ORIGINAL:Es indudable que la inteligencia emocional repercute de manera directa sobre el bienestar de la mente y el cuerpo, lo cual, a su vez, se refleja en el desempeño cotidiano de todas nuestras actividades. Es por ello que este libro trata sobre la conexión y la comprensión profunda dentro de nosotros mismos y en relación con los demás. Ser una persona con inteligencia emocional implica dos partes: conocer y controlar las propias emociones, así como comprender las de los demás. La madurez suele confundirse con la ausencia de demostración de las emociones, pero ello está muy lejos de la verdad. De igual manera, ser presos de grandes emociones incontroladas tampoco nos acerca a la madurez o a la sabiduría. Por lo tanto, ambos polos nos colocan en una posición equivocada. Este libro trata sobre qué es el coeficiente de inteligencia emocional (EQ), cuáles son sus alcances y qué maneras existen para mejorarlo. Así como se ha demostrado que las personas con un puntaje alto de IQ tienen carreras y vidas personales exitosas, aquellos con un EQ elevado son también felices, saludables y están en paz consigo mismos y con los otros a su alrededor. Los consejos que aquí se exploran le ayudarán al lector a alcanzar la inteligencia emocional apropiada para todos los ámbitos de su vida. El estrés que se vive en la actualidad es enorme, sobre todo en el entorno laboral. Para sobrevivir al ritmo ajetreado del día a día, es necesario que nos convirtamos en expertos administrándonos a nosotros mismos y a las personas que están bajo nuestro cargo. En efecto, no se trata únicamente de maximizar nuestro potencial emocional, sino que también hay que ser capaces de dotar a otras personas de habilidades para que fortalezcan su propia gestión de las emociones. La base está en qué tan inteligentes son las interacciones que llevamos con otros, ya sean nuestros superiores, nuestros empleados o nuestros clientes.